CEIEG.


Archivo de la categoría "Educación"

Viernes, 22 de mayo de 2020

Encuesta Nacional de Calidad e

Impacto Gubernamental (ENCIG) 2019

  • El 47.2% de la población de 18 años y más en zonas urbanas se encuentra satisfecha con los servicios públicos básicos y bajo demanda.

  • El 15.7% de la población que realizó trámites, pagos, solicitudes de servicios, o bien, tuvo contacto con algún servidor público, experimentó actos de corrupción.

    La Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental (ENCIG) 2019 ofrece información referente a la satisfacción con servicios públicos básicos y bajo demanda, así como las experiencias en la realización de pagos, trámites, solicitudes de servicios públicos y otro tipo de contactos con autoridades que tuvo la población de 18 años y más, que reside en áreas urbanas de 100,000 habitantes y más, durante 2019.

    Asimismo, la ENCIG 2019 proporciona información sobre la percepción de la población acerca del fenómeno de corrupción y las experiencias de corrupción que sufrió la población al realizar pagos, trámites, solicitudes de servicios públicos y otro tipo de contacto con servidores públicos durante 2019.

    La ENCIG mide el nivel de satisfacción de la población con respecto del agua potable, drenaje y alcantarillado, alumbrado público, parques y jardines, recolección de basura, policía, calles y avenidas, carreteras y caminos sin cuota. De igual forma, se mide la satisfacción de la población con los servicios de educación pública básica, educación pública universitaria, servicios de salud del IMSS, ISSSTE y Centros de Salud Estatales o Seguro Popular, energía eléctrica, transporte público masivo automotor, autobús de tránsito rápido, metro o tren ligero y autopistas con casetas de cuota. En general, la satisfacción promedio a nivel nacional pasó de 45.5% en 2017, a 47.2% en 2019.

    Para el caso de los servicios públicos básicos, las calles y avenidas, policía y alumbrado público, obtuvieron un menor nivel de satisfacción a nivel nacional, con 25.1%, 26.2% y 38.2%, respectivamente.

    En cuanto a los servicios públicos bajo demanda, 79.8% de la población manifestó estar satisfecha con el servicio de educación pública universitaria durante 2019, mientras que para los servicios de salud estatales la satisfacción fue de 47.2% y, respecto al transporte público masivo automotor, fue de 32.7 por ciento.

    De la misma forma, en las experiencias relacionadas con la realización de trámites, pagos y solicitudes de servicios públicos, además de otros contactos con servidores públicos realizados personalmente, en 79.3% de los casos los usuarios manifestaron sentirse satisfechos en términos generales. Los trámites, pagos o solicitudes con mayor nivel de satisfacción a nivel nacional fueron los pagos de servicios de energía eléctrica y agua potable, con 88.9% y 86.3%, respectivamente. Mientras que los trámites relacionados con permisos de uso de suelo, demolición o construcción, solicitudes de constancias de libertad de gravamen u otros trámites en el Registro Público de la Propiedad y los trámites ante el Ministerio Público obtuvieron un menor nivel de satisfacción, con 44.1% y 34.9%, respectivamente.

    Durante 2019, la percepción sobre la frecuencia de actos de corrupción en instituciones de gobierno se redujo, al pasar de 91.1% en 2017, a 87% en 2019. Sin embargo, la tasa de prevalencia de corrupción se incrementó de 14,635 víctimas por cada 100,000 habitantes en 2017, a 15,732 en 2019; al igual que la tasa de incidencia, la cual pasó de 25,541 actos de corrupción por cada 100,000 habitantes en 2017 a 30,456 en 2019.

    Estas cifras expresan tanto la relación de personas afectadas, como las experiencias de corrupción registradas en trámites, pagos y solicitudes de servicios públicos, así como otro tipo de contactos con servidores públicos en áreas urbanas. La cobertura conceptual y el alcance metodológico de este programa estadístico contemplan actos de corrupción en actividades relacionadas con la vida cotidiana de los hogares y no de las actividades que permiten el desarrollo de las unidades económicas.

    Finalmente, en lo referente a la confianza de la población en personas, instituciones o actores de la sociedad, se estima que, en 2019, las personas confiaron más en sus familiares, así como en las escuelas públicas de nivel básico, con 86.8% y 75.1% respectivamente. Por otro lado, el menor grado de confianza se presentó en los partidos políticos con 24.6 por ciento.

    Fuente: INEGI 21 de mayo de 2020

  • Viernes, 15 de mayo de 2020

    Estadísticas a Propósito del Día del Maestro

  • De acuerdo con la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo en México hay 1 197 778 personas ocupadas como docentes en educación básica.

  • La mitad (50.4%) de la población docente imparte enseñanza en primaria, 25.9% en secundaria y 23.7% en preescolar.

  • De la mayoría de las personas dedicadas a la docencia en educación básica, aproximadamente 89% tienen contrato ya sea de base, planta o por tiempo indefinido.

    En México oficialmente se conmemora el 15 de mayo como Día del Maestro desde 1917, fecha en la que el Congreso de la Unión votó a favor la propuesta del presidente Venustiano Carranza para que fuera instituido este reconocimiento público a quienes se encargan de impartir educación a la niñez mexicana.

    El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) ofrece información estadística disponible con respecto a la población docente ocupada en educación básica (preescolar, primaria y secundaria) de México.

    De acuerdo con los resultados de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE), correspondiente al cuarto trimestre de 2019, hay en México 1 197 778 personas ocupadas como docentes en educación básica de 20 años y más de edad. De este total, prácticamente la mitad (50.4%) está impartiendo clase en primaria, 25.9% se desempeñan en secundaria y 23.7% en preescolar.

    Fuente: INEGI 13 de mayo de 2020

  • Jueves, 30 de abril de 2020

    Subraya Conapo Importancia de Garantizar los
    Derechos Humanos de Niñas, Niños y Adolescentes

    Datos de las Proyecciones de la Población de México y de las Entidades Federativas 2016-2050 del Conapo señalan que, en 2020, en el país residen 127.8 millones de personas, de las cuales alrededor de 13 millones tienen de 0 a 5 años y 13.3 millones se encuentran en edad escolar de 6 a 11 años.

    La esperanza de vida de las niñas y los niños nacidos en 2010 –de acuerdo con el Conapo–es de 74.8 años (77.9 años en mujeres y 71.6 en hombres), mientras que las y los nacidos en 2020 aumentarán su promedio, pues se estima que vivirán 75.2 años (78.1 años en mujeres y 72.4 años en hombres). Cabe señalar que se espera que este año ocurran 2 millones 151 mil 358 nacimientos, lo que representa una tasa global de fecundidad de 2.05 hijas e hijos en promedio por mujer.

    Según la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE), en 2019, 78.9 por ciento de las personas que asistían a la escuela tenían entre 3 y 17 años, de las cuales 50.5 por ciento eran hombres y el 49.5 por ciento mujeres.

    De cada diez menores de 14 a 17 años inactivos, siete estudiaban (78.3 por ciento), dos se dedicaban a los quehaceres domésticos (18.4 por ciento), y el restante no estudiaba o trabajaba (2.3 por ciento) o hacía otra cosa (0.1 por ciento).

    Por otro lado, datos de la Secretaría de Educación Pública (SEP) muestran que el porcentaje de niñas y niños de 6 a 15 años con deserción escolar en el periodo escolar 2017-2018, fue de 0.5 por ciento en primaria, y en secundaria aumenta a 4.6 por ciento.

    En cuanto a la fecundidad, el Conapo indica que las adolescentes de 15 a 19 años se ubican como el cuarto grupo de mujeres que más contribuye a la misma, con una tasa de 68.5 hijas e hijos por cada mil adolescentes. De acuerdo con sus estimaciones con base en estadísticas vitales, en 2018 la razón de fecundidad forzada de niñas y adolescentes de 10 a 14 años fue de 2.28 nacimientos por cada mil niñas y adolescentes, mientras que la tasa de fecundidad forzada entre las adolescentes de 12 a 14 años fue de 3.77 nacimientos por cada mil.

    Dicha institución señala la fecundidad en niñas y adolescentes de 10 a 19 años como un problema multifactorial que tiene implicaciones para la salud, la asistencia escolar y el desarrollo en general de este sector de la población. En el caso de las mujeres de 10 a 14 años, constituye una violación aún más grave a sus derechos, ya que en su mayoría está relacionada con el abuso y la violencia sexuales.

    Bajo este contexto, el Conapo recuerda que si bien, a través de la Convención sobre los Derechos del Niño se han logrado avances considerables, incluida la necesidad de establecer entornos seguros que protejan a las niñas y a los niños de la explotación, abuso y violencia, aún existen retos para lograr el pleno ejercicio de sus derechos humanos, en particular de las niñas y adolescentes que son víctimas de violencia sexual.

    En el caso de México, el gobierno federal implementa la Estrategia Nacional para la Prevención del Embarazo en Adolescentes (ENAPEA) para atender esta problemática.

    Fuente: GOBIERNO DE MÉXICO 30 de abril de 2020

    Martes, 21 de abril de 2020

    Día Mundial de la Creatividad y la Innovación, 21 de abril

    Las Naciones Unidas designaron el 21 de abril como Día Mundial de la Creatividad y la Innovación para crear conciencia sobre el papel de ambas en todos los aspectos del desarrollo humano.

    En el siglo XXI, la creatividad y la innovación, tanto a nivel individual como de grupo, se han convertido en la verdadera riqueza de las naciones, según señala el Informe sobre la economía creativa “Ampliar los cauces de desarrollo local” . La publicación de este informe es una colaboración de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura UNESCO, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y la Oficina de las Naciones Unidas para la Cooperación Sur-Sur (UNOSSC).

    La economía creativa —que incluye productos audiovisuales, diseño, nuevos medios de comunicación, artes escénicas, industria editorial y artes gráficas— es un sector transformador de la economía mundial en términos de generación de ingresos, creación de empleo e ingresos de exportación. La cultura es un componente esencial del desarrollo sostenible y representa una fuente de identidad, innovación y creatividad para el individuo y para la comunidad. Al mismo tiempo, la creatividad y la cultura tienen un valor no económico significativo que contribuye al desarrollo social inclusivo y al diálogo y al entendimiento entre los pueblos.

    En este día, todo el mundo está invitado a tomar la innovación como una herramienta esencial para el crecimiento económico de las naciones. La innovación, la creatividad y el emprendimiento pueden proporcionar un nuevo impulso al crecimiento económico y a la generación de empleo. Brindan, además, más oportunidades para todos, incluidos los jóvenes y las mujeres. Asimismo, pueden solucionar algunos de los problemas más apremiantes, como la erradicación de la pobreza y del hambre.

    Fuente: ONU 21 de abril de 2020

    Jueves, 20 de febrero de 2020

    Día Mundial de la Justicia Social,
    20 de febrero

    La justicia social es un principio fundamental para la convivencia pacífica y próspera, dentro los países y entre ellos. Defendemos los principios de justicia social cuando promovemos la igualdad de género, o los derechos de los pueblos indígenas y los migrantes. Promovemos la justicia social cuando eliminamos las barreras que enfrentan las personas debido al género, la edad, la raza, la etnia, la religión, la cultura o la discapacidad.

    La adopción de la Declaración de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) sobre la justicia social para una globalización equitativa es un buen ejemplo de este compromiso ya que, a través de ella, se pretende garantizar resultados equitativos para todos a través del empleo, la protección social, el diálogo social, y los principios y derechos fundamentales en el trabajo.

    Las desigualdades crecientes no solo impiden que las personas alcancen su máximo potencial, sino que suponen una carga para las economías. La única forma de lograr la justicia social, abordar la desigualdad, reducir la pobreza y abordar el cambio climático es priorizar a las personas y al planeta.

    En el Día de la Justicia Social 2020, bajo el tema “Cerrar la brecha de desigualdades para lograr la justicia social”, la Organización Internacional del Trabajo (OIT) pide que alcemos la voz ante los responsables políticos de todo el mundo.

    Fuente: ONU 20 de febrero de 2020

    Martes, 4 de febrero de 2020

    Derechos de los pueblos indígenas

    Es imperioso actuar para resolver la pobreza y las desigualdades que padecen los pueblos indígenas

    La Organización Internacional del Trabajo (OIT) sostiene que es imperioso solucionar el alto nivel de pobreza y desigualdades que padecen los pueblos indígenas.

    Según un nuevo informe de la OIT publicado en conmemoración del 30º aniversario del Convenio sobre pueblos indígenas y tribales, 1989 (núm. 169) , en comparación con sus contrapartes no indígenas, los pueblos indígenas tienen casi tres veces más de probabilidades de estar viviendo en situación de pobreza extrema.

    Representan casi el 19 por ciento de quienes viven en situación de pobreza extrema (personas que viven con menos de 1,90 dólares EE.UU. al día). Incluso cuando se utilizan umbrales de pobreza menos rigurosos (3,20 o 5,50 al día), un número desproporcionado de pobres pertenecen a pueblos indígenas. Además, independientemente de si la región o el entorno de residencia es rural o urbano, los pueblos indígenas representan una considerable proporción de los pobres del mundo.

    El Convenio es el único tratado internacional abierto a la ratificación específicamente destinado a promover y proteger los derechos de los pueblos indígenas y tribales. En la actualidad, 23 de los 187 Estados Miembros de la OIT han ratificado el Convenio núm. 169 , lo que equivale a decir que solo un 15 por ciento de los pueblos indígenas del mundo vive en países cubiertos por el Convenio.

    En todo el mundo, se estima que hay más de 5.000 comunidades indígenas distribuidas en unos 90 países.

    Hoy, la subsistencia y las actividades económicas de muchos pueblos indígenas se han transformado. El informe indica que alrededor del 45 por ciento de las mujeres y los hombres indígenas están fuera del sector agrícola.

    Otra conclusión del informe es que, pese a su predominancia entre los pobres, a nivel mundial, los pueblos indígenas tienen una tasa de participación laboral superior a la de sus contrapartes no indígenas (el 63,3 por ciento, en comparación con el 59,1 por ciento). Sin embargo, estas cifras de participación laboral van acompañadas de diferencias sustanciales en cuanto a la calidad del trabajo: a menudo, los pueblos indígenas sufren malas condiciones de trabajo y discriminación.

    Se subraya que pese a los progresos logrados en los marcos de política pública, es urgente eliminar las desigualdades a las que están expuestos los pueblos indígenas. Se precisan muchas posibilidades para superar la situación y empoderar a las mujeres y hombres indígenas como actores en los ámbitos del desarrollo y el clima, para conseguir los Objetivos de Desarrollo Sostenible y hacer realidad el Acuerdo de París sobre el cambio climático.

    Para avanzar, es fundamental que se ratifique y aplique el Convenio de la OIT núm. 169, en particular para establecer y afinar las instituciones públicas y los marcos jurídicos a fin de que favorezcan tanto la celebración de consultas con los pueblos indígenas como su participación.

    Fuente: OIT 03 de febrero de 2020

    Viernes, 24 de enero de 2020

    Persisten brechas territoriales y entre grupos

    de población en el acceso a la educación

    El 16.9% de la población a nivel nacional presentaba la carencia de rezago educativo en 2018, de acuerdo con la medición multidimensional de la pobreza del CONEVAL.